Bótox en la frente: ¿En qué consiste y cuál es su duración?Las arrugas son esos detestables pliegues de piel que aparecen por motivos genéticos, hormonales, de estrés o simplemente, debido al inclemente paso del tiempo en nuestra piel. Hoy en día, existe un sinfín de tratamientos para acabar con estas imperfecciones y por ello hoy vamos a hablar del botox en la frente, una de las zonas más comunes para la aparición de arrugas, con la ayuda de la toxina butolínica.

¿Qué hace el bótox?

Las arrugas que suelen aparecer en la frente, son clasificadas como arrugas de expresión ya que son producidos por la gesticulación al hablar. Generalmente, estos pliegues se forman por la contracción de los músculos. En pieles jóvenes, la piel es capaz de volverse lisa una vez que los músculos se relajan; mientras que en personas mayores, los músculos permanecen contracturados.

En consecuencia, los músculos se vuelven espásticos y pierden longitud dando paso a la aparición de las arrugas de gesticulación. La toxina botulínica (botox) actúa sobre el músculo contracturado con un efecto relajante sobre la zona donde se aplica.

¿Cuál es su objetivo al aplicar botox en la frente?

Las arrugas pueden llegar a convertirse en un gran problema para cualquiera, en especial, si se sitúan en una zona tan notoria del rostro como lo es la frente. El principal propósito del tratamiento del botox, es conseguir fabulosos resultados, haciendo que el paciente luzca mucho menos tenso, así como más joven y relajado al gesticular.

Y es que al contrario de lo que muchos piensan, la aplicación de botox en el rostro no es dañino para el cutis. Lo que sí es importante tener en cuenta, es que este procedimiento no es recomendado para todas las personas. Antes de realizar esta técnica, es necesario tener en cuenta las características de la piel del paciente, así como su edad y efectividad del producto.

¿Cuál es su duración?

En definitiva, el bótox aporta grandes resultados en el tratamiento de las líneas de expresión, sobre todo, en la frente. Los resultados de esta técnica suelen ser perceptibles entre 4 y 6 meses. No obstante, si se quiere alargar este periodo se requerirá un par de sesiones extra.

Si estás pensando en darle una apariencia más joven y fresca a tu rostro con la ayuda médico estética, no dudes en contactar con Centro Médico Rusiñol, clinica de medicina estética situada en Madrid.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

veinte − tres =