Skinbooster: ¿Qué es y para qué sirve? Resultados

El Skinbooster es un tratamiento para revitalizar la piel con un enfoque progresivo y personalizado que contribuye a mejorar su aspecto, textura y frena el proceso de envejecimiento desde su interior.

En la medida que la piel envejece va perdiendo luminosidad, elasticidad y grosor, ocasionado por la falta de colágeno, elastina y otros componentes, además de factores externos que pueden acelerar su deterioro, como los rayos solares, el tabaco, una alimentación inadecuada, etc. Sin embargo, existen tratamientos estéticos 100% seguros y efectivos que pueden revitalizar de una forma natural la piel. En este artículo te explicaremos con más detalle, qué es y para qué sirve esta novedosa técnica, así como los resultados que puedes obtener tras su aplicación.

¿Qué es Skinbooster?

Es un redensificador de la piel que se lleva a cabo mediante microinyecciones de un gel muy suave de ácido hialurónico (AH), que nutre e hidrata la piel en profundidad.

Se trata de un protocolo de antienvejecimiento que dará como resultado una apariencia más firme y juvenil a tu piel, con ella se estimula la producción de colágeno y se restablece el hidrobalance cutáneo, produciendo grandes beneficios para la piel, lo cual permitirá mejorar su elasticidad y luminosidad.

¿Para qué sirve este tratamiento?

El Skinbooster es un tratamiento ideal para tratar los primeros signos del envejecimiento y otros factores que pueden deteriorar la piel, uno de ellos es el tono de la piel que se ve afectado por la sobreexposición prolongada al sol.

Con Skinbooster podrás:

  • Aumentar la elasticidad y firmeza de la piel.
  • Obtener una piel suave, lisa y radiante.
  • Reducir las arrugas finas.
  • Disminuir imperfecciones en la piel, como las cicatrices del acné.
  • Tratar la piel delgada y quebradiza.

Algunas de las zonas más sensibles donde actúa el Skinbooster son en el rostro, cuello, escote y manos.

Resultados de Skinbooster

Skinbooster es un tratamiento progresivo, lo que significa que sus resultados son naturales y de larga duración. Ofrece mejoras significativas en la calidad de la piel hasta 12 meses tras su aplicación inicial.

El ácido hialurónico es una sustancia que se encuentra de forma natural en el organismo pero que con el paso del tiempo se va reduciendo. Con esta técnica se logra rehidratar naturalmente la piel, restaurando su aspecto y textura.

Esta es una técnica que muestra un alto grado de aceptación (más de 96%) en base a los resultados obtenidos, por lo que muchos pacientes optan por repetir y/o continuar con el tratamiento.

La técnica de Skinbooster consta de una fase inicial de 3 tratamientos espaciados de 2 a 4 semanas y un procedimiento de mantenimiento posterior a los 6 meses, considerando que los resultados obtenidos pueden variar en cada paciente.

Los resultados que lograrás son tanto internos como externos, que van desde la producción de colágeno y elastina hasta una piel más suave y radiante.

En Centro Médico Rusiñol, clínica de medicina estética en Madrid, somos especialistas en la aplicación del tratamiento Skinbooster. Además, siempre realizamos un diagnóstico médico previo y personalizado, para valorar el estado del paciente antes y después del tratamiento.

Ya no tienes excusas para darle a tu piel el impulso que necesita y mantenerla saludable y joven.

21/12/2021
POR RUSINOL
ETIQUETAS antienvejecimiento belleza cuidados de la piel
Quizás te interese
0
Comentarios

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.