El tratamiento para caída del cabello es un tratamiento médico-estético no invasivo ni quirúrgico que permite revitalizar el cabello y aportarle más fuerza.

Son múltiples los factores que pueden influir en la caída del cabello como estrés, ansiedad, genética, cambio de estación, cambios hormonales, entre otros, pudiendo agravarse en ciertos períodos de tiempo, sin importar la edad de la persona.

Actualmente existen diversos tratamientos para la caída del cabello, dirigido a detener, mejorar y recuperar el cabello, ofreciéndole fuerza y volumen, no obstante, antes de aplicar cualquier tratamiento es importante conocer en qué consiste cada uno de ellos.

¿Qué es un tratamiento capilar?

Los tratamientos capilares son técnicas y cuidados que se aplican sobre el cuero cabelludo con el propósito de mantener su salud y buena apariencia. De igual forma, estos tratamientos se pueden aplicar en personas que se hayan realizado algún tipo de trasplante de cabello.

La caída del cabello es un problema que afecta a personas de ambos sexos, tal vez con mayor frecuencia a los hombres debido a la edad y factores genéticos, sin embargo, situaciones de estrés, postparto, cambios hormonales, entre otros, pueden acelerar o agravar más la situación, independientemente del sexo.

Los tratamientos para la caída de cabello se realizan con el fin de:

  • Recuperar el cabello tras caídas bruscas, producto de estrés, infecciones víricas, entre otras.
  • Aumentar el volumen y densidad del cabello.
  • Mejorar la fuerza y brillo del cabello.
  • Detener la caída del cabello en sus primeros momentos.
  • Mejorar los resultados después de un trasplante de cabello.

¿En qué consiste?

Los tratamientos para la caída del cabello se llevan a cabo aplicando distintos tratamientos con el fin de producir una revitalización capilar, entre ellas se encuentran:

  • Vitaminas específicas para el crecimiento del cabello: mejoran la nutrición del folículo piloso y las caídas bruscas del cabello.
  • Aplicación de inhibidor enzimático (Dustasteride): se aplica con la finalidad de proteger esos bulbos pilosos del exceso de DHTestosterona tanto en hombres como en las mujeres en su etapa de menopausia y alteraciones hormonales como el ovario poliquístico.
  • Bioestimulación con factores de crecimiento: a través de este tratamiento se genera una estimulación de cuero cabelludo y del bulbo piloso, los factores de crecimiento son obtenidos de la propia sangre del paciente, evitando cualquier rechazo o alergia, siendo una técnica eficaz para la reparación y regeneración de los tejidos dañados.
  • Terapia Fotodinámica: es un tratamiento no invasivo que utiliza fotones de luz de distintas longitudes, entre los 423nm y 650nm, con el fin de estimular las capas del cuero cabelludo, incrementando la circulación sanguínea en esa zona, ocasionando que los folículos se vuelvan más fuertes y sanos. Así mismo, logra regenerar la piel dañada y estimular la producción de colágeno y elastina.

Protocolo del tratamiento para la caída del cabello

Dado que los problemas de la caída del cabello son múltiples y variados, es importante utilizar una combinación de tratamientos que permitan recuperar la salud y vitalidad del cabello.

Antes de iniciar cualquier tratamiento es necesario realizar un diagnóstico médico, con la finalidad de detectar cualquier patología y obtener los mejores resultados. Posteriormente, se aplicarán las distintas técnicas descritas con anterioridad en 3 sesiones con una pausa de 20 días entre cada sesión.

Los tratamientos tienen una mayor efectividad cuando son aplicados a tiempo, es decir, cuando aparecen los primeros síntomas de la caída, donde el cabello va perdiendo vitalidad y fuerza.

Pide cita sin compromiso para el tratamiento capilar en Centro Médico Rusiñol, clínica de medicina estética en Madrid, en el 676 043 524.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *