piel de naranja La piel de naranja es la acumulación de tejido adiposo en determinadas zonas del cuerpo. Comúnmente, también se le conoce como celulitis, y puede afectar mayoritariamente a mujeres.

Para muchas mujeres puede significar un molesto problema estético y a veces doloroso Si este es tu caso, en Centro Médico Rusiñol, clínica de medicina estética situada en Madrid, vamos a saber más de la piel de naranja y cómo eliminarla.

¿Qué es la piel de naranja?

También conocida bajo su nombre técnico hidrolipodistrofia, la celulitis es una distribución irregular de agua, grasa y toxinas en la piel. Generalmente, esta condición afecta más a mujeres que a hombres debido a una influencia hormonal.

El acúmulo de la combinación de grasa, agua y toxinas empuja el tejido y provoca que la piel tenga un aspecto grumoso, lo que asemeja a la piel de una naranja.

Causas de la piel de naranja

Como hemos dicho anteriormente, pese a que la celulitis no se limita a mujeres únicamente pero ya que la causa principal son las hormonas femeninas, en especial a los estrógenos que retienen líquido, es usual que estas la padezcan mucho más que los hombres..

Por tanto las causas más comunes de la aparición de la celulitis son:

  • Cambios hormonales naturales como la pubertad o un embarazo.
  • Hormonas artificiales como los estrógenos.
  • Forma de vida sedentaria.
  • Alimentación rica en sodio.
  • Utilizar ropa demasiado ajustada.

Cómo se elimina

Ahora bien, seguramente te debes estar preguntando ¿la celulitis tiene solución? Pues, la repuesta es sí. Lo cierto es que existe una enorme variedad de formas para acabar con la celulitis. Ya sea con una buena alimentación, una rutina de ejercicios o algún tratamiento estético, acabar con la celulitis es más fácil de lo que imaginas.

Alimentación, ejercicios

Para eliminar la celulitis es importante practicar deporte, mantener una dieta saludable y beber mucha agua. Un plan alimenticio sano y saludable sirve para depurar los estrógenos, mejorar la circulación de la sangre y acabar con la retención de líquidos. Si quieres renunciar a la piel de naranja olvídate de los azúcares refinados, la fritura, bollería, en general harinas refinadas y productos procesados y beber al menos 2 litros de agua al día.

En cuanto al ejercicio físico, si algo hay que saber es que la piel de naranja tiende a acumularse en la cintura, caderas y piernas. Por tanto, es ideal realizar ejercicios enfocados a fortalecer estas partes del cuerpo. El entrenamiento cardiovascular, las zancadas, y las clásicas sentadillas son excelentes para prevenir la celulitis.

Tratamientos

Sin embargo, hay ocasiones en los que no es tan fácil eliminar la celulitis puesto que se une también el factor genético. En estos casos, existen una gran cantidad de tratamientos estéticos ideados para drenar líquidos y redistribuir la grasa poniendo fin al problema de la hidrolipodistrofia. En Centro Médico Rusiñol, para eliminar la piel de naranja contamos con los siguientes tratamientos, siempre combinados en una misma sesión para obtener el máximo resultado

  • Mesoterapia: microinyecciones de pequeñas sustancias homeopáticas aplicadas en las zonas afectadas. Ayudan a disolver las grasas y toxinas en las áreas donde se aplican.
  • Presoterapia: a través de una funda colocada en las zonas con celulitis, y la ayuda de la presión del aire activamos el sistema linfático.
  • Radiofrecuencia: es capaz de activar el sistema linfático, debido al uso del calor y las vibraciones. Regenera el colágeno y crea un efecto elástico en la epidermis.
  • Cavitación: con aplicaciones de ultrasonidos de alta frecuencia, es posible romper los nódulos de grasa y las fibras que producen los hoyuelos antiestéticos.
  • Hifu: Se basa en el principio de ultrasonido focalizado de alta intensidad, que actúa en la capa de tejido graso y rompiendo los cúmulos de grasa y las estructuras fibrosas, eliminando la celulitis, reforzando la piel y por tanto tensándola. Para nosotros el tratamiento principal para eliminar y controlar la reaparición de la celulitis, tanto dura como blanda.

Si quieres saber cuál es el mejor tratamiento para ti, pide una primera consulta sin compromiso en el 676 043 524.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *